La historia de Paula Muñiz es un viaje marcado por la determinación y la búsqueda constante de oportunidades. Nacida en Buenos Aires y criada en Ecuador, debido a que sus padres fueron jóvenes que se aventuraron en la búsqueda de nuevos horizontes y desafíos al aceptar una propuesta laboral en otro país. Este audaz paso determinó la vida de Paula, forjando en ella una personalidad arriesgada y emprendedora desde temprana edad. Cuando ella cumplió los 11 años, su familia se trasladó a Uruguay.

Sin embargo, el destino le deparaba otro rumbo. A los 22 años Paula regresó a Guayaquil y retomó sus estudios en Administración y Comercio Exterior, lo que después le permitió fusionar sus habilidades técnicas con una visión empresarial más amplia. El legado de su padre, con más de cuatro décadas de servicio en la misma empresa, fue una influencia constante en su trayectoria, brindándole un profundo entendimiento de las dinámicas del mercado. Sin embargo, él siempre la motivó, así como a sus hermanos, a construir algo propio.

Del desarrollo social al liderazgo empresarial

Los primeros pasos profesionales de Paula la llevaron a explorar diversos sectores, desde agencias de medios hasta aseguradoras, donde adquirió valiosas experiencias en marketing y ventas. Sin embargo, fue su trabajo en una ONG lo que marcó un punto de inflexión en su carrera.

Durante ocho años, Paula se dedicó a trabajar con pequeños productores, abarcando desde el desarrollo social hasta la comercialización de sus productos a nivel local e internacional. Esta experiencia, que comenzó en 2010, fue crucial para su formación en comercio internacional, explorando nuevos mercados y participando en ferias internacionales. Además, gestionaba plantas de alimentos, donde pudo adquirir y fortalecer conocimientos utilizados actualmente en su empresa AMP Solutech, en la línea de Food Technology, en las pruebas en las plantas industriales.

Su ascenso, desde la gestión de proyectos hasta la vicepresidencia de la fundación, demostró su capacidad de liderazgo y su compromiso con el desarrollo socioeconómico. Paula era la encargada de realizar todos los viajes y representar a la fundación en eventos de organismos internacionales, así como en las grandes ferias de alimentos internacionales. Además, su participación en directorios y organizaciones como la Federación Ecuatoriana de Exportadores (Fedexpor) y la Organización Mundial del Comercio Justo (WFTO) consolidaron su reputación como una figura destacada en el ámbito del comercio justo.

Estos primeros pasos no solo marcaron el inicio de su carrera profesional, sino que también sentaron las bases para comenzar a construir su próximo gran sueño: su propia empresa. Paula anhelaba potenciar su experiencia en comercio exterior, un campo que ya dominaba, para continuar explorando nuevos mercados. Este sueño estaba impulsado por su deseo de independencia y su deseo de generar oportunidades laborales. Su amplia experiencia en diversos sectores, su compromiso social y su deseo de emprender convergieron en un punto crucial.

Construyendo las bases del emprendimiento

En 2018 renunció a la ONG y se concentró en poner en marcha su sueño. Paula sabía que para alcanzarlo con éxito era fundamental prepararse. Aunque su padre estuvo en el programa PADE del IDE y le había recomendado la institución, fue Marco Antonio Jaramillo, su esposo y actual socio, quien la animó a decidirse por tomar la maestría en el IDE en lugar de estudiarla en el extranjero. Para Paula, el IDE representa más que una simple institución educativa: es una comunidad donde el pensamiento crítico y la visión directiva se fusionan para formar líderes empresariales completos.

Los años en el IDE dejaron una marca profunda en la creación de su empresa. La tesis de maestría no solo fue un requisito académico, sino el impulso que le permitió concebir la estructura y visión empresarial de su primera empresa. En este proceso, formar equipo con Marco desempeñó un papel fundamental. “Me ayudó a dar el salto. Con experiencia en negocios familiares y una audacia innata, Marco tenía la habilidad de identificar oportunidades y fusionar fortalezas para crear algo nuevo”, menciona Paula. “Sabíamos que queríamos emprender y comenzamos a explorar opciones en el mercado, mientras yo avanzaba en la maestría”.

Fueron varias tardes en las que Paula, junto a sus socios Marco y Andrés Coronel, comenzaron a reunirse y explorar las ideas de emprendimientos. Las fortalezas de cada uno se complementaron de manera excepcional. Paula aportaba su experiencia en el comercio internacional, Marco brindaba un profundo conocimiento de proveedores y mercados de agroquímicos, y Andrés contribuía con su amplio conocimiento y contactos en el sector acuícola.

Tras un exhaustivo análisis de la demanda insatisfecha en la industria de Food Technology y Equipos de Protección Personal (EPP), identificaron una necesidad latente en el mercado. Los clientes buscaban socios estratégicos capaces de centralizar compras, ofrecer productos de calidad, tecnología avanzada e innovación. En ese momento, el mercado de aditivos de camarón estaba monopolizado y el sector del atún carecía de opciones. En el ámbito de los EPP se buscaba una mayor innovación en materiales y diseño ergonómico para mejorar la seguridad y la productividad. Así nació AMP Solutech para resolver estas necesidades, ofreciendo soluciones innovadoras de alta calidad y tecnología.

El IDE no solo dotó a Paula de las habilidades necesarias para dirigir su empresa, sino que también le proporcionó una red de contactos y una visión estratégica que serían fundamentales. “Para mí, la importancia de adquirir una visión global a través de los viajes internacionales ofrecidos por el IDE es fundamental. Desde las semanas en el CEIBS de China durante mi maestría, en la que tomé la iniciativa de asistir a la feria en Hong Kong por mi cuenta, hasta la semana en el IESE con el PADE, cada experiencia ha sido clave en mi desarrollo”.

Primeros pasos

Paula y su equipo sabían que era crucial que AMP Solutech se dieran a conocer en ferias nacionales e internacionales. Así fue como decidieron invertir en la participación de la Aqua Expo en Ecuador y en la Expo Seafood de Barcelona y Conxemar en Vigo, con la finalidad de impactar en el mercado acuícola y generar mayor confianza entre sus clientes. A lo largo de estas ferias establecieron contactos y acciones que les permitieron representar marcas líderes en el mercado actual.

En 2018 comenzaron enfocados en la comercialización de Equipos de Protección Personal (EPP). Su primera importación incluyó punteras solicitadas por una empresa logística que necesitaba un gran volumen de estos productos. Decidieron importar todo desde Europa, debido a su mayor desarrollo tecnológico e innovación, seleccionando cuidadosamente las líneas de productos más adecuadas para introducir en el mercado ecuatoriano. La primera importación directa se realizó con Tiger Grip, una empresa francesa especializada en punteras de seguridad para calzado.

Gradualmente ampliaron su oferta a medida que surgían nuevas oportunidades en el mercado, cumpliendo su propuesta de traer innovación y nueva tecnología al país. Durante este proceso conocieron a representantes de PH7 Food Technology, un grupo catalán líder en el mundo de los aditivos alimentarios. Tras coordinar con ellos, desde 2019 comenzaron a efectuar pruebas de sus productos en plantas de camarón ecuatorianas. Estos productos buscan mejorar el rendimiento de la producción y aumentar la calidad, tanto de la apariencia como de la textura.

Desafíos en tiempos de crisis

 En marzo de 2020, la pandemia complicó drásticamente las operaciones. Justo cuando debían homologarse las fórmulas de los aditivos alimenticios para el camarón, el mundo se sumergió en el caos del COVID-19, dejándolos en una situación desafiante. Las restricciones de acceso a las plantas paralizaron sus esfuerzos, dejando todas las muestras sin probar y desafiando su capacidad para avanzar.

La importancia de probar los aditivos alimenticios en las plantas y adaptar el producto a los procesos específicos (cada planta tiene sus propios procesos) es crucial para su comercialización, especialmente en el competitivo mercado del camarón. A pesar de haber comenzado las pruebas y la comercialización desde 2019, la pandemia interrumpió abruptamente estos esfuerzos. Aunque algunos clientes continuaron comprando y otros lograron la homologación, AMP no pudo acceder a las plantas durante casi 6 meses.

Sin embargo, esta adversidad trajo consigo una oportunidad inesperada. A medida que la pandemia parecía estar llegando a su fin, AMP Solutech se encontró con una nueva demanda: el desarrollo de un producto para la industria del atún. El texturizante de atún salió a la luz casi de inmediato y comenzaron su comercialización. El desafío de la pandemia fue mitigado por la diversificación de su portafolio, que les permitió equilibrar sus esfuerzos entre diferentes líneas de productos.

Mientras transitaban los duros meses de pandemia, AMP Solutech se mantuvo con un equipo administrativo y comercial reducido y una estructura flexible. Esto les permitió sortear la complejidad económica que la pandemia impuso. A pesar de las dificultades, continuaron trabajando en modalidad de teletrabajo, enfocándose en buscar productos que aún pudieran comercializarse.

Innovación en cada línea

En su portafolio, AMP Solutech contaba con la representación de Bekina desde el 2019, una empresa líder mundial en la fabricación de botas de neotane. Esto supuso un gran avance en comodidad y seguridad para sus clientes. La versatilidad de las botas permitió adaptarlas a las necesidades específicas de cada sector, garantizando los más altos estándares de seguridad

El proceso de ampliación del portafolio continuó con la incorporación de Safety Jogger en abril de 2020, lo que representó un paso más para AMP Solutech en el mercado de EPPs. Esta empresa reconocida por su diseño innovador y tecnología de vanguardia ofreció una combinación óptima de diseño, confort y seguridad. Sus modelos de calzado como Fitz, Morris, Bestboy y Dakar están diseñados ergonómicamente para satisfacer las demandas de diversos entornos laborales. Estos fueron presentados en el stand de AMP en la Aqua Expo de 2020.

En 2023 se agregó una línea de productos textiles. Un año antes en la Feria Conxemar Paula tuvo la oportunidad de conocer a las instalaciones de TRIVI, una empresa líder en ropa de alta visibilidad y equipos de protección con la máxima seguridad y comodidad para plantas industriales, diseñados para garantizar la impermeabilidad térmica, lo que añadió un nuevo componente al catálogo de AMP Solutech.

Futuro

 A medida que AMP Solutech crece, se enfrenta a nuevos retos y oportunidades en el horizonte del año 2024. Con la sólida base establecida en la industria acuícola, se encuentran explorando alianzas con empresas del sector minero, petrolero y de la construcción. Estas alianzas no solo ampliarán su alcance comercial, sino que fortalecerán su posición como proveedores de soluciones integrales en materia de seguridad y tecnología en EPP y Food Technology.

En este capítulo de la vida de Paula Muñiz queda demostrada su habilidad para sortear desafíos y convertir las adversidades en oportunidades de crecimiento. Su determinación y visión estratégica han sido los pilares fundamentales en la creación y consolidación de AMP Solutech, una empresa que, con cuatro años de creación, se ha convertido en un actor relevante que ha ganado su espacio en el mercado ecuatoriano.

Con cada paso Paula ha puesto de manifiesto no solo su capacidad de liderazgo, sino también su compromiso con la innovación y la excelencia. A medida que AMP Solutech se proyecta hacia el futuro, queda claro que su legado perdurará y dejará una huella en la búsqueda constante de soluciones integrales para diversos sectores industriales.

Paula Muñiz

Es Co-founder y CEO de AMP Solutech. Estudió ingeniería en Ciencias Empresariales y Negocios Internacionales. Realizó la maestría en Dirección de Empresas en el IDE Business School y el Programa Avanzado en Dirección de Empresas (PADE). Además, tiene un diplomado en Formación Estratégica y Alta Dirección.


Ver fotos y gráficos en la versión descargable


 

LA AUTORA

Vanessa Valle es licenciada en Comunicación Social por la Escuela Superior Politécnica del Litoral. Ha realizado cursos de periodismo especializado. Actualmente es asistente de Investigación del IDE Business School.